A partir de la versión 4.1.7, Artlantis incluye (al exportar un render como formato .psd) una capa llamada Z-Buffering. Dicha capa sirve para interpretar la profundidad de la imagen a través de programas de retoque fotográfico. A través de Adobe Photoshop podemos aplicar la profundidad de campo con el filtro desenfoque de lente DESPUÉS de realizar el render. Yo he tenido que repetir más de un render por culpa de la profundidad de campo de Artlantis (con todo el tiempo de procesado de render que ello conlleva), así que la inclusión del Z-Buffering supone un paso de gigante a la hora de ahorrar tiempo.

A continuación, un ejemplo rápido. Tanto la primera imagen como la segunda son fruto del mismo .psd, pero se les ha aplicado un desenfoque de lente distinto. La tercera es la propia capa Z-Buffering, gracias a la cual podemos manipular la profundidad de campo a nuestro antojo.

Artlantis Z-Buffer, prueba 1
Artlantis Z-Buffer, prueba 2
Artlantis Z-Buffer, prueba 3

La mayor ventaja del proceso es que podemos tirar los renders sin preocuparnos por la profundidad de campo. El desenfoque se lo vamos a dar a través del programa de edición fotográfica. De esta forma, a partir de un único render vamos a poder sacar todas las pruebas y desenfoques que queramos.

Enlaces Relacionados

Post siguiente
Post anterior

Leave a Reply